La cartera de pedidos de Boeing bajó a 4.552 al cierre de junio.

Por EFE

Las aerolíneas han cancelado pedidos de 183 aviones a Boeing en junio, de los que 60 son de su modelo 737 MAX, como consecuencia de la fortísima caída de la actividad aérea derivada de la pandemia del coronavirus.

Según EFE Dow Jones, la compañía estadounidense entregó en junio sólo 10 aeronaves, la mayoría de ellos de mercancías y militares. En este mes Boeing registró un único pedido del avión de carga 767, por parte de la compañía logística FedEx.

Entre los modelos pedidos y cancelados figuran también el 119 MAX, como consecuencia del derrumbe de tráfico aéreo, la incertidumbre a futuro y las dificultades de financiación, que retrae a las aerolíneas y las empresas de alquiler de hacer nuevos encargos.

La cartera de pedidos de Boeing bajó a 4.552 al cierre de junio, mes en el que se iniciaron los vuelos de prueba del polémico modelo 737 MAX para mostrar que ya puede volar de manera segura con el nuevo software de control de vuelo.

La producción del modelo quedó suspendida entre enero y mayo pasados después de que dos de estos aviones sufrieran accidentes mortales, en Indonesia y Etiopía, en octubre de 2018 y marzo de 2019, con 346 personas muertas.

Pese a que las aerolíneas en todo el mundo han tenido prohibido usar los 737 MAX desde que se registró el segundo de los accidentes, Boeing mantuvo activa su fabricación hasta enero de este año, cuando la suspendió temporalmente. Reinició la producción a finales de mayo en su planta de Renton (estado de Washington, EE.UU.).

El constructor estadounidense está inmerso en un proceso de recortes de empleo con el que pretenden reducir la plantilla en un 10 % sobre un total de 160.000 trabajadores en todo el mundo, en su mayoría en EE.UU.

Pin It on Pinterest

Share This