Enero 2023 llega el Ranking de Empresas con Mejor Servicio al Cliente.

Enero 2023 llega el Ranking de Empresas con Mejor Servicio al Cliente.

Hoteles de Costa Rica se posicionan ante el mundo por acciones sostenibles

Jun 2, 2022 | Noticias de Hoy

Revista SUMMA
Somos el principal grupo editorial de revistas en América Central y el Caribe.

Tiempo de lectura: 5 Minutos

Algunos hoteles en la parte de alimentación, utilizan 25 líneas de productos orgánicos.

Por Revista Summa

Respeto, cuido, sostenibilidad y conservación son algunos de los conceptos básicos en que algunos hoteles nacionales fundamentan sus acciones en pro de la protección del ambiente y del entorno en el que se encuentran inmersos.

Ejemplos claros en el país son los hoteles Nayara Resort, Lagarta Lodge, El Silencio Lodge, Chachagua Rainforest Hotel & Hot Springs, Arenal Manoa y Río Celeste Hideaway. Constanza Navarro, directora de ventas y mercadeo de Nayara Resort explica que “en todas nuestras construcciones siempre tomamos en cuenta la sustentabilidad de las obras. La conservación y el uso de luz natural. También en los materiales, en especial en el proyecto de tiendas o las tended camp, la distribución de éstas, y la ubicación en altura hacen que no afecte a
la flora y fauna”.

“En relación con la alimentación siendo R&C nuestra filosofía es siempre KM 0 en nuestros alimentos, nunca utilizamos productos que no sean frescos, o no estén en temporada. Actualizamos el menú para ir acorde a los productos de estación”, agregó Navarro. También, para el hotel es importante que sus proveedores sean responsables, ya que es un valor agregado para la cadena.

Y en el tema de conservación, el hotel ha trabajado en pequeños proyectos de reciclaje y conservación, y en otros proyectos más amplios con es la reforestación del área. El compromiso de Nayara con el ambiente es parte de su modelo de negocio sustentable y sostenible.

En el caso del Hotel Boutique Lagarta Lodge, su gerente general Alonso Bermúdez comenta que “el hotel cuenta con una red de 120 paneles solares con 5 inversores, para autoconsumo, distribuyendo en la red eléctrica del hotel en una capacidad del 70% a una producción de 2592 kWh”.

Asimismo, tienen  dos fuentes de agua para abastecerse; a través de la Asada de Playa Peladas de Nosara y por Pozo propio. Esto, evita condicionar a la población perteneciente de dicha Asada, por el consumo que conlleva la operación; y cuenta con plan de gestión en el tema que abarca tópicos como: Utilización de productos biodegradables,  Tratamiento de aguas residuales, Reutilización de agua residuales para riego, Mantenimiento del sistema de purificación de agua de “Osmosis inversa”, entre otros.

En la parte de alimentación, el hotel utilizan 25 líneas de productos orgánicos. Y todos los restos orgánicos se trasladan al centro de compostaje para elaborar compost para los jardines del hotel. Otras acciones que aplica el hotel es el uso de productos de limpiezas y cosméticos con propiedades de biodegradabilidad, y todos cuentas con su respectivas hojas de seguridad; y en cuanto, al uso de plásticos desde un inicio el hotel se ha caracterizado por contar con el menor uso de plásticos de un solo uso por ejemplo, se utilizan pajillas de bambú, servilletas de tela, dispensadores de relleno metálicos.

En el tema de conservación, el hotel cuenta con una Reserva Biológica, donde conservan la flora y fauna del lugar; así como implementan las iniciativas de Bandera Azul, entre otras gestiones. Finalmente, el hotel instaló en sus nuevas habitaciones sistemas de aire acondicionado eficientes; y una estación de carga a las fuera del hotel para vehículos y bicicletas eléctricas.

Según Francisco Hidalgo, gerente de Sostenibilidad del Hotel El Silencio, “nosotros hemos trabajado en acciones como lo son: la protección del Bosque Nuboso donde está ubicado el hotel, la protección del Río Gorrión que atraviesa la propiedad y las tres cataratas. Además, contamos con un Centro de Compostaje”.

Otras de las gestiones que realizan son promover entre sus huéspedes la siembra de árboles nativos de la zona para preservar el bosque y su ecosistema e instalar un Meliponario con un hotel de abejas sin aguijón. Las abejas que allí habitan son de las especies Jicote Barcino y Picusaro, endémicas del bosque nuboso.

“El objetivo de contar con este Meliponario es la reproducción de estos dos tipos de abejas, para su conservación, ya que por el cambio climático están siendo amenazadas; y a la vez, ellas contribuyen, por medio de la polinización, a la supervivencia de ecosistemas y a la reproducción de los árboles y plantas del bosque nuboso”, comentó Hidalgo,

También, cuentan con un Jardín de Colibríes con plantas tropicales que atraen a 6 especies de colibríes, abejas y mariposas, que ayudan con la polinización y la reproducción de más flora, del bosque nuboso. Un espacio para que estas especies obtengan una fuente de alimento.

Por su parte el Chachagua Rainforest Hotel & Hot Springs, su gerente de mercado Johnny Hidalgo indica que “el hotel posee 94 hectáreas, de las cuales el 50% son de bosque primario y secundario. Estos terrenos colindan con las 23.000 hectáreas del Bosque Eterno de los Niños, la reserva natural privada más grande de Costa Rica; lo que lo convierte en un corredor biológico de algunas especies predominantes en la zona; así como, ranas, murciélagos monos cara blanca y
monos aulladores, perezosos de 2 y 3 dedos, diferentes especies de hormigas y mariposas.

El Hotel Arenal Manoa, menciona su gerente General Alexander Cedeño que ellos han invertido en una construcción con un concepto sostenible, en la instalación y uso de paneles solares, en comprar productos de limpieza y cuidado personal biodegradables y en realizar compras locales de alimentos. Además, cuentan con políticas de compras para seleccionar proveedores con prácticas sostenibles.

Otro punto, es que el hotel ha trabajado en temas de conservación, entre las prácticas que implementa el hotel son: que cuenta con una certificación de Sostenibilidad Turísticas que otorga el ICT, participa y promueve campañas de reforestación, se aprovecha al máximo la luz natural y ventilación en todas sus instalaciones; y se aprovecha el calor del sol para tareas de secado en lavandería y en paneles solares, entre muchas otras.

Y Río Celeste Hideaway Kenneth Hidalgo, gerente residente explica que “el corazón de nuestras iniciativas está conformado por un programa de gestión ambiental, que tiene como fundamento tres factores que son el empresarial, económico, cultural y social y el ambiental. Es por ello, que cuando hablamos de sostenibilidad no solo debemos hacer referencia de la parte ambiental, sino todos los factores alrededor del quehacer de un negocio como lo es el factor económico, cultural y ambiental”.

En cuanto, a las acciones específicas del hotel, la primera de ellas es nuestra joya la Reserva Natural El Tapir, donde las 34 hectáreas 2 son hotel y 32 son reserva natural. En esta Reserva Natural, que está inmersa en el bosque tropical lluvioso, se efectúa investigación y turismo. En el caso de los turistas ellos pueden realizar los senderos y bañarse en el río. Y durante la noche efectuamos un tour, donde aprenderán acerca de anfibios y reptiles o ver mamíferos como la danta.

En relación con la operación del hotel propiamente, tenemos políticas de conservación del agua, consumo mínimo eléctrico. En el menú buscamos crear trazabilidad, es decir que sabemos de dónde viene cada producto, por ejemplo, el pescado se trae de Costa de Pájaros, donde se hizo una investigación para corroborar que la pesca sea sostenible.

Otras acciones son que cuentan con Bandera Azul en microcuencas en relación con la conservación de Río Celeste, porque éste cruza la propiedad. También, se encuentran en el proceso de la recertificación del Certificación Sostenibilidad de Turismo que brinda el ICT. Además, el hotel forma parte de la Cámara de turismo de Río Celeste, para ayudar a buscar alternativas que permitan promover el destino, donde sus agremiados trabajan en ser sostenibles.

K

Artículos Relativos