Sitios digitales experimentan un cambio drástico. Google penalizará aquellos sitios que no sean adaptables a dispositivos móviles

Por Revista Summa

Desde el pasado martes 21 de abril, las páginas web de las entidades y empresas costarricenses deberán ser mobile-friendly, siquieren posicionarse en los primeros resultados de búsqueda de Google.

En otras palabras, los sitios web deberán estar diseñados para cargarse rápidamente en dispositivos móviles (celulares, tabletas, etc.). El acceso al contenido deberá ser muy fácil, así como el desplazamiento vertical o la visualización en pantalla, sin tener que moverla hacia la izquierda o la derecha para ver elementos que escapan a la vista. Este cambio es lógico ante la rápida adopción de smartphones en la región. Datos de la GSMA señalan que un 31% de los usuarios de telefonía móvil en Latinoamérica tiene un teléfono inteligente, y para 2020 se espera que esa cifra suba hasta un 68%.

Los sitios que no sean mobile-friendly estarán más abajo en los resultados de búsqueda de Google, mientras que aquellos que encajen en esta descripción tendrán más probabilidades de aparecer hasta arriba, una posición codiciada que podría reflejar más visitas y dinero.

“Algunos sitios se llevarán una gran sorpresa cuando vean el drástico cambio en la cantidad de personas que los visitan desde sus dispositivos móviles”, señaló Alfredo Rojas, director de Baum Digital, agencia de comunicación que construye sitios web.

Google alertó a los desarrolladores en febrero que se avecinaba el cambio, al indicar que utilizaría el criterio de «adaptado a móviles» para dar prioridad a los sitios web en las búsquedas.

Después de numerosas advertencias, por fin Google ha introducido un nuevo algoritmo de búsqueda para modificar las recomendaciones de sitios web en los móviles, de forma que tengan prioridad las páginas adaptadas para celulares.

Recomendaciones para que su página no sea penalizada:

  • Evitar softwares que no estén instalados en la mayoría de dispositivos móviles, como Flash.
  • Utilizar textos a un tamaño adecuado y que no obliguen a hacer zoom para leerlos.
  • Colocar los hiperenlaces con la suficiente separación para que no se pulse erróneamente con el dedo al que no se desea ir.
  • Botones fáciles de pulsar (por ejemplo los del menú). Seguirían la misma recomendación,  con un espacio apropiado entre ellos.
  • Un diseño visual que se adapte automáticamente a la resolución de cada pantalla y una navegabilidad amigable con dispositivos móviles.

Pin It on Pinterest

Share This