La nueva normativa ha despertado expectación entre los hondureños, y se espera pueda traer tranquilidad en la frágil democracia que se ha visto afectada tras el golpe de Estado del 2009.

Por Xinhua

El Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) solicitó hoy martes que la nueva Ley Electoral, que dará la pauta de las elecciones primarias de marzo del 2021 y las generales en el mismo año, sea aprobada a partir de recomendaciones hechas por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la Organización de Estados Americanos (OEA).

En un comunicado, el Cohep indicó que «consciente de los difíciles tiempos debido a la pandemia de COVID-19, considera que hoy, más que nunca, Honduras necesita un proceso electoral transparente y a la altura de las circunstancias, en el que se respete el estado social de derecho y se fortalezca la democracia».

Además, señaló que las campañas electorales se deben enmarcar en la Ley de Financiamiento, Transparencia y Fiscalización de los Partidos Políticos y Candidatos», también conocida como «Ley de política limpia, para impedir el uso de fondos públicos para hacer proselitismo político en las elecciones primarias y generales», que se celebrarán en 2021.

La nueva normativa ha despertado expectación entre los hondureños, y se espera pueda traer tranquilidad en la frágil democracia que se ha visto afectada tras el golpe de Estado del 2009 y la reelección del presidente Juan Orlando Hernández en 2017, con una interpretación a la Constitución de la Corte Suprema de Justicia.

El lunes, la Secretaría del Congreso Nacional recibió el dictamen final de la nueva Ley Electoral, la cual se espera sea discutida el miércoles de esta semana.

La ley fue dictaminada por una comisión especial de diputados de todas las bancadas del Poder Legislativo. Es una ley que pretende fortalecer los procesos democráticos, dar mayor transparencia y credibilidad a los resultados, y más certeza en la elección de todos los niveles de elección popular, según los congresistas.

El dictamen contiene temas de vital importancia electoral como el censo nacional, escrutinio de los votos, la composición de las mesas receptoras, deuda política, el identificador biométrico de huellas, paridad y alternancia, y la elección de los diputados al Parlamento Centroamericano, entre otros.

La ley debe ser aprobada antes del 13 de septiembre, cuando el Consejo Nacional Electoral (CNE) hará la convocatoria de las elecciones primarias.

De hecho, se espera que esos comicios puedan ser regidos por la nueva normativa. El CNE inscribió a 14 partidos políticos para la contienda general de noviembre de 2021.

Desde 1980, Honduras celebra elecciones democráticas de forma ininterrumpida.

Pin It on Pinterest

Share This