Algunos expertos en finanzas, incluso de la oposición, ven posibilidades que tiene el gobierno de firmar otro programa financiero con el ente supranacional.

Por La Tribuna

Economistas y banqueros mantienen las expectativas de que Honduras firmará un nuevo acuerdo Stand By con el Fondo Monetario Internacional (FMI), el que podría ser de 18 meses o tres años, dado el buen desempeño macroeconómico del país.

Algunos expertos en finanzas, incluso de la oposición, ven posibilidades que tiene el gobierno de firmar otro programa financiero con el ente supranacional, luego de pasar revista al artículo IV con buen suceso.

El expresidente del Banco Central de Honduras (BCH) Hugo Noé Pino, ahora asesor del opositor Libertad y Refundación (Libre), consideró que la consulta del artículo IV llevada ante el directorio del FMI, servirá de base para negociar el nuevo acuerdo anunciado por las autoridades del país.

“Creo que es el inicio de las negociaciones con la posibilidad de un nuevo acuerdo, cuya duración y características específicas saldrán de esas pláticas”, indicó el exfuncionario.

“No hay mayores problemas para firmar un nuevo acuerdo, desde el punto de vista macroeconómico, el déficit fiscal está bajo, la inflación también, el nivel de reservas internacionales se encuentra estable y el gasto corriente es aceptable”, reconoció el analista.

Lo único en que sí habría una discusión muy fuerte, nuevamente será sobre dos temas, uno está relacionado con lo que se piensa hacer en la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE). El otro punto, es la flexibilización en el tipo de cambio, algo en el que el FMI pone énfasis, agregó.

Según Hugo Noé Pino, lo que llama la atención, aunque haya un nuevo programa, es que el tema de fondo de la economía hondureña, que a su criterio es el desempleo, no va a desaparecer.

“Por muchos años, se han aplicado las recetas del FMI, sin embargo, eso no ha generado ningún crecimiento económico que permita reducir los altos niveles de desocupación”, cuestionó el catedrático universitario. “El tener un acuerdo con el FMI no garantiza que la situación se traducirá en bienestar para la población”, sentenció.

“Lo más probable es que el acuerdo entre el gobierno y el Fondo sea Stand By, pero no tan prolongado como el anterior que fue de tres años, sino de 18 meses”, insistió con la aclaración de que “serán las autoridades que lo definirán en función de sus objetivos y perspectivas”, concluyó.

Pin It on Pinterest

Share This