La empresa solicitó al Juzgado Concursal I Circuito Judicial de San José la apertura de un proceso de  Convenio Preventivo.  De esa forma busca evitar el cierre de operaciones.

Por Revista Summa

Al igual que otras empresas nacionales, la Corporación Yanber S.A., ha venido enfrentando problemas de competitividad que han afectado su posición de liquidez durante los últimos años.  La empresa ha invertido sumas millonarias en actualización tecnológica, revisión de procesos y mejoras productivas. También ha realizado grandes esfuerzos para mantener la operación de forma eficiente y atendiendo oportunamente sus obligaciones.  Sin embargo, estas medidas aunque necesarias, no han sido suficientes para estabilizar la situación financiera de la empresa.

Por ello, la empresa solicitó al Juzgado Concursal I Circuito Judicial de San José la apertura de un proceso de  Convenio Preventivo.  Lo anterior con base en lo dispuesto en el Código de Procedimientos Civiles. De acuerdo con un comunicado oficial, la intención es seguir operando y honrar todas sus obligaciones y compromisos con sus clientes, acreedores y colaboradores. Desde esta perspectiva, el Convenio Preventivo es el mejor instrumento para alcanzar un acuerdo que le permita a la empresa atravesar esta difícil coyuntura financiera en el menor plazo posible.

Actualmente, Yanber se encuentra al día con los pagos de los servicios públicos, la planilla,  las cargas sociales y las demás obligaciones con el Estado costarricense.

Desde hace algunos días inició conversaciones con acreedores y proveedores para presentarles una propuesta para enfrentar esta coyuntura, de forma tal que en el corto plazo la empresa vuelva a atender normalmente sus obligaciones financieras. Asimismo con los clientes para explicarles la situación y el plan elaborado para seguir entregando con normalidad sus pedidos.

A pesar de los problemas de liquidez, se decidió depositar en un fideicomiso de administración, el 70% del monto de la cesantía de todos los trabajadores de la empresa. En dos meses se espera  trasladar al fideicomiso los dineros necesarios para completar el  100% para tranquilidad de las familias de los colaboradores.

Fundada hace 65 años, Yanber exporta a más de 25 países y emplea a alrededor de 600 personas.

«En forma responsable la empresa toma esta medida y confía que con la comprensión y el apoyo de los trabajadores, de los acreedores, de los proveedores y de los clientes, en el menor plazo posible logremos superar esta difícil situación financiera», finaliza el comunicado.

Pin It on Pinterest

Share This