Con esta ley, se amplía de 920 a 4.118 la cantidad de pensionados de lujo que deben pagar la contribución solidaria y se logrará un ahorro anual de ¢17.538 millones.

Por Revista Summa

El presidente de la República, Carlos Alvarado Quesada, firmó este jueves la Ley No. 9796 que recorta las pensiones de lujo en los regímenes del Magisterio Nacional, Gobierno y el Poder Judicial.

La Ley permitirá aplicar el cobro de contribuciones solidarias a jubilados que superen los ¢2,2 millones en el caso del Magisterio y Gobierno, y los ¢2,6 millones en el Poder Judicial, lo que generará más de ¢12.000 millones anualmente.

Al momento de entrar a regir la Ley, el Estado estará facultado para aplicar estas contribuciones solidarias a 4.118 pensiones de lujo, 3.198 adicionales a las 920 que ya hoy están gravadas por ese concepto. Con ello, se verá triplicado el ahorro generado actualmente por las leyes vigentes que recortan las pensiones de lujo, al pasar de ¢5.341 millones anuales a ¢17.538 millones.

La firma estuvo a cargo del presidente Alvarado y los ministros de Hacienda, Rodrigo Chaves Robles, y de Trabajo y Seguridad Social Geannina Dinarte Romero. Asistieron, además, el ministro de la Presidencia Víctor Morales Mora, y la diputada Xiomara Rodríguez Hernández, proponente de la iniciativa aprobada por unanimidad en noviembre pasado, bajo el expediente No. 21.035.

En el acto, que tuvo lugar en Casa Presidencial, Alvarado destacó el trabajo de los diputados que permitió la aprobación por unanimidad de este proyecto, con lo cual se amplía la cantidad de jubilados que deben pagar la contribución solidaria obligatoria.

Agregó que esta iniciativa fortalece el objetivo que se ha trazado el Gobierno de eliminar los privilegios de las pensiones de lujo y consolidar regímenes equitativos, sostenibles y solidarios, en lo cual se han dado esfuerzos importantes desde hace varias décadas.

El presidente Alvarado anunció que –en el espíritu de esta ley- impulsará la construcción de un proyecto de ley para que la contribución solidaria –y otros fondos que no se están ejecutando bien- se dirijan a la lucha contra la pobreza extrema.

Tras expresar su satisfacción con la firma de la ley y reconocer también la labor de los diputados, la ministra Dinarte señaló que “seguimos en la ruta que se ha marcado desde la administración anterior de frenar las pensiones de lujo”. 

Agregó que esta ley se une a las primeras resoluciones de los procesos de lesividad presentados por el Ministerio de Trabajo “de manera que podremos aplicar la Ley como es debido”.

Actualmente, hay 108 expedientes que están en proceso de lesividad en la Procuraduría General de la República, presentados para quitar la exoneración de la contribución solidaria a pensionados de lujo del régimen del Magisterio Nacional. 

Desde la administración anterior se ha avanzado en distintas iniciativas para poner freno a las pensiones más altas pagadas con cargo al Presupuesto Nacional como la eliminación de la revalorización de un 30% anual de la pensión de los ex diputados, la reforma sobre las caducidades en las pensiones administradas por la DNP, la ampliación de la cotización en regímenes especiales y el incremento de los montos según el costo de vida.

La semana anterior, en la convocatoria a sesiones extraordinarias el ministro de la Presidencia, Víctor Morales Mora, presentó un proyecto de ley de Reforma para la Equidad, Eficiencia y Sostenibilidad de los Regímenes de Pensiones, con lo que se busca eliminar los regímenes especiales con cargo al Presupuesto Nacional y trasladar los que están vigentes de la DNP al IVM de la CCSS.

Pin It on Pinterest

Share This