La norma surge tras la creciente preocupación de organizaciones y gobiernos por la alta demanda de agua a nivel mundial. Florida Bebidas se convirtió este viernes en la primera organización de Costa Rica que recibe la verificación de Huella de Agua por parte de INTECO.

Por Revista Summa

Conocer la cantidad de agua que utilizan las empresas y hogares les permite ser más eficientes y responsables en cuanto a su uso. Es por esto que el Instituto de Normas Técnicas de Costa Rica (INTECO) presentó la nueva norma técnica nacional INTE-ISO 14046 “Huella de Agua”, la cual permite a las organizaciones dar seguimiento al consumo de este líquido durante la producción de sus bienes y la prestación de sus servicios.

De acuerdo con Mauricio Céspedes, director ejecutivo de INTECO, esta norma fue traducida y homologada para Costa Rica, y su principal objetivo es evaluar el impacto ambiental de las organizaciones sobre el agua, mejorando así la gestión de este recurso; además, busca identificar las oportunidades para reducir el desperdicio del agua asociado a la fabricación de los productos y a la prestación de sus servicios en sus distintas etapas del ciclo de vida.

“Con la medición de la Huella de Agua se obtienen todos los datos del proceso que involucren su consumo, como por ejemplo, dónde, cuándo y cuánto recurso hídrico se utiliza o se contamina durante la elaboración de cualquier producto. De igual forma, la Huella de Agua especifica cuál es el tipo de agua que se manipula en ese proceso (agua de lluvia o subterránea, por ejemplo) permitiendo mejorar su uso”, explicó Céspedes.

Además, la normativa INTE-ISO 14046 “Huella de Agua” considera el uso y la contaminación del agua en la producción de bienes y servicios como un indicador alternativo del uso del agua, aspectos que no incluye la Huella de Carbono.

El desarrollo de la nueva normativa se dio gracias a la creciente preocupación de organizaciones y gobiernos por el aumento en la demanda del líquido a nivel mundial, así como la progresiva escasez y pérdida de su calidad, convirtiendo la gestión de este recurso en una de las temáticas centrales del desarrollo sostenible.

“El agua es un recurso escaso, esencial para la vida y para los negocios, es un bien estratégico y sufre riesgos. Por todo ello es necesario medirlo, analizar sus impactos y gestionarlos. La nueva norma INTE-ISO 14046 es la mejor herramienta a nivel global para implementar el análisis de la Huella de Agua y para comunicar sus hallazgos”, afirmó Céspedes.

Para su desarrollo, la Organización Internacional de Normalización (ISO) incluyó dentro de la nueva normativa una evaluación detallada que considera todas las etapas del ciclo de vida de los bienes o servicios, desde la adquisición de la materia prima para su fabricación hasta su distribución final.

De acuerdo a esta norma, la evaluación de la Huella de Agua debe cumplir cuatro fases del ciclo de vida de los productos, las cuales son: a) definición del objetivo y campo de aplicación, b) análisis del inventario de la Huella de Agua, c) evaluación del impacto de la Huella de Agua, y d) la interpretación de los resultados obtenidos.

“Estos principios son fundamentales y deben ser usados ​​como una guía para las decisiones relativas a la planificación, la realización y presentación de informes de una evaluación de la Huella de Agua. La norma pide que la evaluación de esta huella debe ser integral, y considerar todos los atributos o aspectos relevantes relativos al medio ambiente y al ser humano. Al tener en cuenta todos estos aspectos se logra identificar y analiza las posibles reducciones que se implementarán”, señaló Céspedes.

La norma ISO 14046 “Huella de Agua” puede ser utilizada por cualquier tipo de organización en el país, y puede ser adquirida en las oficinas de INTECO. Esta normativa es verificable, y para su implementación la empresa debe seguir los lineamientos que la misma norma estipula en su contenido.

Una vez implementada la norma de Huella de Agua en su sistema, si la organización desea ser verificada debe elaborar un inventario del uso y consumo del líquido, y ser auditada por un organismo certificador de tercera parte como INTECO.

Pin It on Pinterest

Share This