Alianza con empresas de servicios de limpieza resultaría clave para encadenarse a la industria de alimentos y dispositivos médicos que demandan químicos de limpieza más especializados.

Por Revista Summa

 La Promotora del Comercio Exterior de Costa Rica (PROCOMER) concluyó, a través del estudio “Caracterización de la industria de productos químicos de limpieza en Costa Rica y su capacidad de encadenamientos a nivel local”, que las empresas productoras pueden visualizar a las empresas de servicios de limpieza  (ESL) como socios estratégicos. Esto, debido a que al estar en contacto directo con los clientes finales (de distintos sectores), concentran el conocimiento de sus necesidades y requerimientos de productos y pueden proponer nuevos proveedores. Lo anterior, permite que sean una fuente importante para la innovación en las empresas productoras, con el objetivo de mantenerse activas en el mercado.

Los segmentos de clientes más atendidos actualmente son el de consumo masivo, servicios y agropecuario; sin embargo, el estudio identifica en el sector alimentario y de dispositivos médicosuna oportunidad para desarrollar y especializar la industria de químicos de limpieza en Costa Rica, ya que son los sectores que demandan los productos de mayor valor agregado en esta categoría.

Proveer a estos sectores implica cumplir requisitos en materia de certificaciones, impacto ambiental y capacidad financiera entre otros. Asimismo, ofrecer un servicio integrado, más allá de la venta del producto (asesoría, capacidad de reacción durante auditorías, facilidad de acceso a documentación etc.) es altamente valorado. Cumplir con estos estándares y requisitos ocasiona mejoras significativas en las capacidades de gestión de las empresas: calidad, documentación, investigación y desarrollo (I+D), etc.

Según Marta Esquivel, Directora de Inteligencia Comercial de PROCOMER, gracias a este estudio se evidencia que existen brechas importantes entre las capacidades de gestión de las empresas encadenadas a la industria alimentaria o de dispositivos médicos y las que aún no lo están, lo que les permite destacar por factores más allá del precio.

“Las empresas encadenadas a dichas industrias tractoras muestran importantes mejoras de gestión, sobre todo en la capacidad de reacción ante incumplimiento de proveedores, presencia de certificaciones, medición de etapas productivas, metas de eficiencia y sistematización de I+D; aspectos clave en la excelencia operacional”, agregó.

En cuanto al sector dirigido mayoritariamente al consumo masivo, las empresas se enfrentan a condiciones de saturación de mercado (ya que detergentes, desinfectantes y cloros son prácticamentecommodities) y a una serie de tendencias orientadas a que el proceso de limpieza sea más sencillo, las cuales se resumen de la siguiente manera

 

En el 2018, el sector de productos químicos de limpieza para el hogar generó ventas mundiales al detalle por $140 mil millones. En Costa Rica, este sector está valorado en $235 millones y se compone de aproximadamente 96 empresas, genera alrededor de 5512 empleos y $65 millones en exportaciones.

A nivel mundial, la participación en ventas la lideran Estados Unidos, China, Japón, Brasil y Alemania. Por su parte, Costa Rica se coloca como el octavo exportador y noveno importador en la región latinoamericana.

La oferta productiva local se concentra principalmente en desinfectantes (70% de empresas lo ofrecen), limpiadores especializados (55%), desengrasantes (55%), detergentes (50%) y abrillantadores (50%).

Para las empresas enfocadas en consumo masivo, el estudio recalca la importancia de adecuar sus productos a las tendencias indicadas y dirigirlos a nichos más especializados, con el objetivo de contrarrestar la saturación del mercado. Así también, propone considerar procesos de transformación productiva, orientados a proveer a nuevos segmentos de clientes (industria, por ejemplo); debido a que estos procesos no implicarían inversiones significativas en maquinaria. En el caso de las que se dirigen al sector industrial, propone una mayor interacción con las empresas de servicios de limpieza, con el objetivo de posicionarse como eventuales proveedores en cadenas de altos volúmenes y valor agregado.

Pin It on Pinterest

Share This