El instituto llegará para enseñar y practicar la innovación centrada en la vida.

Por Revista Summa

El pensamiento de diseño (design thinking, en inglés), la forma popular de abordar la innovación, ha traspasado las fronteras de Silicon Valley y está llegando a los lugares menos esperados.

En agosto el Copenhagen Institute of Interaction (CIID), considerado por Business Insider como uno de los mejores institutos de diseño del mundo, traerá esta práctica a Costa Rica, el cual, se podría decir, que es el país más sostenible y con mayor biodiversidad del planeta.

El Summer School del CIID, ofrece a sus participantes un amplio conjunto de habilidades y herramientas que les permitirá construir productos, servicios y experiencias del futuro, es un éxito instantáneo de educación continua que expande la capacidad de cada uno para pensar en ideas novedosas. Para aquellos que se inscriban antes del 10 de mayo tenemos unprecio especial.  

Tras un exitoso Summer School realizado en 2018, el CIID está de vuelta con otra edición de dos semanas en Agosto del 2019. La primera semana del programa se centrará en desafíos urbanos y se realizará en la Fundación Omar Dengo en San José, la colorida capital de Costa Rica. La segunda semana se adentrará en la jungla, con el objetivo de vivir una experiencia inmersiva en el bosque lluvioso de Costa Rica localizado en La Selva, la estación biológica de la Organización para Estudios Tropicales. Además de programas de capacitación de medio tiempo y tiempo completo, actualmente el CIID planea colaboraciones estratégicas con los sectores privado y público. El programa también recibirá el apoyo de la agencia de promoción de inversiones de Costa Rica,CINDE, en conjunto con la Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED) y Mesoamérica.
«Una sociedad debería tener la capacidad de imaginar futuros que no existen aún», afirma Luis Javier Castro, presidente de Mesoamérica. «Ser anfitrión de uno de los institutos de diseño más importantes nos brinda una excelente oportunidad para un cambio de mentalidad».

El cuerpo docente del Summer School–profesionales de clase mundial de compañías líderes– viajará a Costa Rica por segundo año consecutivo para impartir talleres prácticos que mezclan el diseño y la tecnología emergente.

«De la mano de expertos de la industria, los participantes adquirirán herramientas y habilidades para la solución de problemas que pueden aplicar de forma inmediata a su trabajo o sus vidas personales», afirma Leda Muñoz, Directora Ejecutiva de la Fundación Omar Dengo, la cual trabaja en alianza con el Instituto. «En un país que se está replanteando sus sistemas para afrontar los desafíos de una economía global, el Summer School del CIID invita a estudiantes y profesionales costarricenses a estudiar al más alto nivel».

Los cursos, los cuales se imparten en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, incluyen temas tales como investigación centrada en las personas, cómo diseñar de forma inclusiva, diseño de servicios, servicios impulsados por datos y el diseño para la adaptación climática.

Este último, un campo emergente que lucha contra los efectos del cambio climático, es una oferta única y un pilar de lo que el CIID llama «diseño centrado en la vida», una vista ampliada del pensamiento de diseño, que en su alcance incluye todas las formas de vida en el planeta, no solo la existencia humana.

Costa Rica representa una oportunidad extraordinaria para aprender de la naturaleza y adoptar un enfoque centrado en la vida para abordar los desafíos actuales más apremiantes. El más conocido enfoque a la innovación centrado en los humanos –que garantiza la satisfacción de las necesidades de las personas de la mejor manera posible– ha implicado un precio muy alto para el planeta. No obstante, la cultura y las políticas progresivas de esta región han establecido las condiciones para soluciones más sostenibles alineados con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU. «Costa Rica tiene la oportunidad de convertirse en un laboratorio vivo de innovación acelerada».

«Nos inspiró las maneras en que Costa Rica ha adoptado el diseño para visualizar e implementar un futuro más resistente», afirma la encargada de educación del CIID, Alie Rose. «Existe tanta cooperación entre actores clave en el país, así como una disposición para convertirse en un centro de diseño para el mundo. No existe un único camino correcto, sino que como individuos, organizaciones y gobiernos necesitamos estar en sincronía y necesitamos las herramientas correctas para alcanzar soluciones sostenibles».

El 24 de mayo Rose visitará Costa Rica para compartir más sobre el Summer School y los planes del Instituto en el país. El evento arrancará a las 8:30 am en la Fundación Omar Dengo y estará abierto a todas aquellas personas que deseen aprender más. Si a usted le gustaría asistir, por favor reserve su cupo inscribiéndose aquí.

«El sector empresarial juega un papel vital en la oferta de soluciones de diseño para el desarrollo sostenible. Tenemos que ser más disruptivos en la forma en que creamos alianzas y sinergias con otros sectores», afirma Silvia Lara, Vicepresidenta de la Junta Directiva de la AED. «El Summer School del CIID responde a estas necesidades mediante el desarrollo de habilidades para la innovación con valor público y al permitir que actores y sectores muy diferentes, pero con metas comunes, trabajen juntos.»

Los Summer Schools del CIID estarán activas a lo largo del año en Dinamarca, Costa Rica e India, y están abiertas a todas las personas, sin importar su origen o formación. Además del elemento educativo, se le otorga gran énfasis al networking, por medio del cual los participantes conocerán a expertos de la industria y profesionales multidisciplinarios de distintas partes del mundo que tienen el potencial de convertirse en futuros colaboradores.

Asimismo, el Programa de Diseño Interactivo del CIID, un curso de estudios de posgrado de un año de duración, también se estrenará a finales de este año en el país.

Pin It on Pinterest

Share This