Uno es el Trump candidato y otro es el Trump Presidente

Por Revista Summa

El triunfo de Donald Trump generará distintos cambios de política económica y social en los Estados Unidos. Según lo mencionado en la campaña electoral se espera que la era Trump acarree un mayor gasto fiscal, mayor inversión en infraestructura y posiblemente algunos cambios regulatorios relacionados con el mercado laboral, la salud, el sector financiero entre otros. Esto último podría incluir temas relacionados con inmigración, relaciones laborales y seguridad en el sitio de trabajo. Aunque sabemos que vienen cambios no se tiene claro cuáles serán las prioridades ni la profundidad de las medidas, lo que ha aumentado la volatilidad en el mercado.

No obstante, es importante tener en cuenta que uno es el Trump candidato y otro es el Trump Presidente.  Posiblemente el Trump que gobernará será más parecido a los otros republicanos que han pasado por la Casa Blanca y no como un populista radical cuya postura puso a temblar a todo el mundo esta semana. Los primeros ocho días de Trump como futuro nuevo Presidente es una muestra de lo que viene para el mercado en las próximos meses. Aunque tendremos que convivir con la volatilidad, el mercado le cree más en la idea de un Presidente pragmático que no se refiere a una ideología específica sino a la práctica, la ejecución y a la realización de acciones puntuales que generen mayor crecimiento económico. Así puede que este Gobierno trate de dar unos cuantos pasos atrás en el tema del medio ambiente para dar ayudas por ejemplo al sector petrolero y que busque proteger los empleos norteamericanos con la restricción de visas y/o incremento en los salarios.

Ahí es donde Trump posiblemente no podrá en algunas cosas satisfacer a quienes votaron por él. Tendrá que lidiar con políticos y crear alianzas para lograr cambios a través del Congreso. La realidad es que el mercado esta semana ha sido precisamente así, pragmático. Entiende que Trump puede realizar proyectos que Obama no adelantó a través de un mayor gasto fiscal, mejorar los ingresos del estadounidense promedio y buscar quitarle impuestos a las empresas. Como resultado el mercado accionario ha repuntado. Pero al mirar de cerca el sector de tecnología se encuentra que los recientes avances han generado cada vez menos puestos de trabajo para el estadounidense promedio, lo que podría, según sus políticas, retroceder en sus intenciones de generar trabajo para cierto grupo de estadounidenses.

Así, en la semana observamos como algunas acciones de tecnología se desplomaron como Apple, Alphabet, Microsoft, Amazon, Facebook, Netflix, Tesla y Lenovo. Algunas de estas caídas relacionadas con las posibles políticas de Trump que recaen en aspectos de la cadena de manufacturas fuera de Estados Unidos o de la industria de energía limpia.

Estamos viviendo un periodo de incertidumbre debido a que Trump no tiene un plan claro aún de estos y otros temas fundamentales para la economía. El mercado accionario reaccionó inicialmente a la baja pero al analizar que la era Trump podría traer recortes en impuestos y mayor gasto, le dio un impulso positivo.

Contrario a lo anterior los títulos seguros en el mundo están incorporando que este mayor gasto fiscal se va a unir al estímulo fiscal de otras economías en el mundo lo que podría incorporar inflación y eventualmente un incremento en la tasa de intervención.

Es importante entender que aunque Trump no tiene un plan claro ni un equipo que lo apoya, en enero tendrá a muchos políticos y técnicos de primer nivel acompañándolo. Lo anterior debido a que, a diferencias de otros países en el mundo, una vez un candidato es electo en EE.UU. las fuerzas se unen.

El jueves pasado Trump se reunió con Barack Obama y el mensaje del Presidente fue “Ahora vamos a querer hacer todo lo que sea necesario para lograr su éxito, porque si logra el éxito, el país lo logra”. Estamos en una nueva era y sabemos que vienen cambios, retos pero también oportunidades. Tendremos un periodo de incertidumbre, en el que Trump tendrá que trabajar en la claridad de algunos puntos generales claves para el mercado, hasta el próximo 20 de enero, día de la investidura presidencial, en el que su discurso buscará, como es tradición, rendir un homenaje a la transición política del poder, dejando de lado los debates acalorados durante la campaña.

En Colombia, las tasas de interés de los títulos seguros se han incrementado debido a la subida de las tasas de los Tesoros. No obstante, es probable que la inflación y las tasas de interés en Colombia disminuyan en los próximos meses, según lo que se puede deducir de lo publicado al cierre de la semana en las Memorias de la última reunión de la Junta del Emisor. En este momento recomendamos seguir en portafolios balanceados, los cuales pueden reaccionar de manera oportuna y ordenada según su perfil de riesgo a estos eventos inesperados. Además, éstos cuentan entre otros con títulos de deuda pública interna que pueden tener un buen desempeño en 2017. Esta semana los agentes del mercado estarán atentos a los resultados financieros de Ecopetrol que se conocerán antes de comenzar el mercado el martes.

Pin It on Pinterest

Share This