Por 77 años, esta reconocida firma de abogados ha asumido con éxito casos y proyectos de gran envergadura y complejidad en la región, de instituciones financieras, corporaciones locales y una impresionante lista de transnacionales.

Por Rocio Ballestero

Arias figura como una de las firmas legales más recomendadas de América Central en prestigiosos directorios internacionales, como Chambers and Partners, IFLR y Latin Lawyer. Está detrás de asuntos comerciales y transacciones relevantes, incluida la asesoría, en 2019, a Telefónica y Telefónica Centroamérica Inversiones para la venta de sus operaciones en la región. Millicom International Cellular adquirió las de Costa Rica, Nicaragua y Panamá, por US$1.650 millones, y América Móvil las de Guatemala y El Salvador, por US$650 millones.

Establecida en 1942 en El Salvador, por impulso del socio fundador y director Armando Arias, se convierte en pionera en expandirse a otros países del área para ofrecer servicios transfronterizos. No es una red ni una alianza, sino una sola firma, completa- mente integrada y de sólida reputación, con 34 socios y 150 abogados que cubren más de 33 áreas de práctica.

Se distingue por sus altos niveles de experticia, ética y compromiso con los clientes, y porque las oportunidades y reconocimientos profesionales son fruto de la meritocracia y el esfuerzo individual, sin importar el sexo, la edad u otras características de la persona. Más de la mitad de su equipo es femenino, en todos los países hay una mujer como socia administradora y la equidad, lejos de ser una cuota obligada o una tendencia, es parte natural de su cultura.

De hecho, el consejo regional de socios administradores está compuesto por tres destacadas líderes: Liz Gordillo, ubicada en Guatemala; Carolina Flores, basada en Costa Rica, y Roberta Gallardo, desde el Salvador. Ellas son las responsables de tomar las decisiones más grandes y definir los lineamientos de la firma, en conjunto con el doctor Arias. En esta ocasión, comparten con Sum- ma su visión de negocios y hacia dónde evoluciona la organización.

Optimismo ante el 2020

La economía de la región viene avanzando a paso lento. Este año se espera cierta mejora en Guatemala y Panamá, donde las nuevas autoridades han dicho le darán prioridad a la agenda económica, se abocarán a atraer la inversión extranjera y a crear de nuevas fuentes de empleo. También habrá mayor estabilidad en Honduras y oportunidades en El Salvador, donde el gobierno se propone impulsar la infraestructura, la educación y la seguridad.

Para Roberta Gallardo, como asesores legales de sectores productivos claves, el reto del equipo será seguir encontrando soluciones creativas y eficientes, que respondan a los cambios en las normativas y las demandas de los gran- des proyectos.

“Las necesidades de clientes actuales y potenciales nos llevan a ampliar y diversificar la gama de servicios, con opciones más sofisticadas, y a especializarnos en nuevas ramas, asociadas principalmente con la privacidad, la protección de datos y las Fintech. Esto sin dejar de fortalecer las prácticas más tradicionales, ya que impuestos, bienes raíces, litigios, F&A, energía, infraestructura y propiedad intelectual continúan siendo áreas muy activas. Un paso en ese sentido fue la fusión, en 2019, con el bufete costarricense Castro & Pal, especializado en propiedad intelectual, y la incorporación del renombrado litigante Víctor Garita en la oficina de Costa Rica”, sostiene la experta en transacciones corporativas y financieras.

Los proyectos que involucran varias jurisdicciones generan los mayores desafíos, por el nivel de detalle requerido al tener que considerar las implicaciones de cada país y sus respectivas normativas.

“Es esas situaciones resalta nuestro valor diferenciador, que es nuestro talen- to humano, el cual cuenta con las habilidades y capacidades para atender cualquier asunto legal, con excelencia. Nos enorgullece saber que los clientes lo reconocen y están satisfechos. En los galardones que nos brindan las instituciones dedicadas a investigar firmas legales alrededor del mundo, sus comentarios sobre nuestro servicio y conocimiento de los abogados reciben el puntaje más alto de ponderación”, nos dice.

En el caso de Costa Rica, la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas es considerada un primer avance en relación con una serie de reformas necesarias para recuperar el equilibrio financiero del Estado, el gran desafío nacional.

“Esos cambios deben venir acompañados de una discusión en torno a la Reforma al Empleo Público y la reducción de entidades públicas en las que exista duplicidad de funciones. Nuestra firma asesora y brinda herramientas orientadas hacia la prevención, con la meta de que los clientes estén informados de normas y regulaciones que entrarán en vigor o serán modificadas y así trabajar en las implicaciones y ajustes que requiera cada una de las industrias. En la misma línea, hemos participa- do en los procesos de reglamentación y ofrecemos asesoría específica en situaciones complejas de reacción inmediata”, detalla Carolina Flores, especialistas en asuntos tributarios y líder del Departamento de Impuestos y en Arias, desde 2001.

La firma mantendrá además un rol activo para facilitar a empresas de todos los países la contratación de personal extranjero, la expatriación de trabajadores locales y soluciones innovadoras en materia laboral.

“Nuestra legislación es muy antigua y tiene rezagos que limitan, por ejemplo, la implementación de nuevas formas de
contratación, la creación de esquemas diferentes de remuneración, la flexibilidad de las jornadas o de los horarios y la
aplicación de medidas disciplinarias. Asimismo, los criterios judiciales suelen ser muy rígidos y estrictos en cuanto a la aplicación de las laborales en caso de conflicto. Es necesario actualizarla, algo difícil tomando en cuenta que son le- yes de orden público en las que se debe velar por los derechos adquiridos de los trabajadores. No obstante, las empresas deben ir evolucionando y adaptándose a esas tendencias del trabajo para aumentar su competitividad y productividad y las acompañamos en el proceso”, afirma Liz Gordillo, considerada por Chambers como una de las mejores abogadas laborales de América Central, con gran experiencia en asuntos migratorios y regulatorios.

A su criterio, los cambios pasan por encontrar personal con habilidades digitales avanzadas, brindar oportunidades de movilidad e impulsar la equidad de género y la no discriminación, así como por invertir en la capacitación continua de los empleados, prevenir cualquier forma de acoso y participar en actividades de responsabilidad social empresarial que impliquen beneficio para la comunidad.

Arias también estará atenta a las oportunidades de este año, como las que abrirá en Guatemala el reciente acuerdo entre la Corporación Financiera de Desarrollo Internacional de Estados Unidos, el Ministerio de Economía y la Cámara de Comercio Americana, que financiará proyectos en infraestructura, energía y construcción de vivienda popular que generen impacto económico hasta por US$1.000 millones. También espera ver movimientos en la creación de zonas francas, fusiones y adquisiciones, apoyo al turismo y reformas en las leyes de telecomunicaciones.

Pin It on Pinterest

Share This