La carne de pollo y los huevos son parte cada vez más importante en la dieta de los centroamericanos. Sin embargo, su consumo aún es débil. En promedio, en América Central se consumen 18 kilogramos de carne de pollo y noventa huevos por año por persona.
Esos números distan mucho del caso costarricense, donde la cifra de carne de pollo asciende a 21,5 kg por año por persona y 180 huevos.
Para aumentar los números, la Cámara Nacional de Avicultores de Costa Rica, mediante el XXI Congreso Centroamericano y del Caribe de Avicultura, busca ofrecer una guía al empresario regional en momentos de crisis, en donde pueda utilizar las nuevas tecnologías que lo ayuden a competir.
«Nuestro sector es uno de los que hacen uso de las tecnologías más avanzadas y de igual forma trabajamos con los mejores proveedores de alimentos para que la carne de pollo, al igual que los huevos sean de la mejor calidad. De igual forma, queremos incentivar el consumo de estos productos entre la población pues contienen de las mejores proteínas», señala William Cardoza, director ejecutivo del congreso.
Uno de los objetivos de los participantes también es consolidar su presencia regional. En el caso de la División Industrial Pecuaria de Corporación Multinversiones (DIPCMI), propietaria de la marca Pollo Rey, el objetivo es aumentar su posicionamiento en Costa Rica, él mercado más reciente de ingreso en la región.
«Tenemos cuatro años en el mercado costarricense y ahora estamos con el proceso de introducir productos derivados del pollo, en especial la marca de embutidos Toledo», explica Nelsy Benavides, gerente de mercadeo de Pollo Rey en Costa Rica.
El XXI Congreso Centroamericano y del Caribe de Avicultura se llevará a cabo del 16 al 18 de junio en el Hotel Ramada Plaza Herradura. Si desea más información puede ingresar al sitio www.aviculturasigloxxi.com.www.revistasumma.com

Pin It on Pinterest

Share This