Costa Rica propuso a China permitir el ingreso inmediato y sin pago de aranceles del pollo, carne de res y cerdo que se produce aquí, dijo La Nación.

La petición la hizo durante la quinta ronda de negociación para un tratado de libre comercio (TLC) con China que se efectúa en Pekín esta semana.

Fernando Ocampo, jefe del equipo negociador costarricense, advirtió que lograr ese acceso de carnes nacionales a la nación asiática «será difícil, pero insistiremos».

«El país tiene buen potencial para vender carnes en China y queremos un mejor tratamiento del que ya tenemos en la mesa», puntualizó el funcionario.

El negociador agregó que China no ha incorporado algunas carnes al programa de desgravación arancelaria y que las que sí están tienen plazos muy largos «desde nuestro punto de vista».

Ocampo afirmó que la negociación del TLC entró durante esta ronda en su etapa «madura» y se espera su cierre en una última reunión a inicios del 2010.

Será en ese sexto encuentro y no en esta semana cuando se tocará el tema de acceso a mercados y productos sensibles.

«Hablamos de un intercambio previo para esta ronda, pero lo que creemos es que cada parte haga sus movimientos conforme avanza esta semana».

Los movimientos de Costa Rica no modificarán «en mucho» la propuesta de abrir el mercado a China hasta en un 90% de las partidas arancelarias. El país asiático ya ofreció el 94%.

«Ya hemos planteado la parte más complicada de la discusión. Siempre hemos sido claros en que el Tratado defenderá las sensibilidades que se presenten en cada sector productivo», dijo Ocampo.

Ofensa y defensa. El jefe negociador costarricense detalló que hay dos tipos de bienes sensibles de interés: ofensivos y defensivos.

Dentro de los primeros están el café, azúcar, puré de banano, puros y jugos, en los cuales el país buscará mejores condiciones de acceso al mercado chino.

En la lista de los defensivos hay bienes del sector agrícola, agroalimentario e industrial.

«Hay sensibilidades en algunas líneas arancelarias del sector metalmecánico, de plástico, vidrio y en sector de arroz y lácteos», precisó Ocampo.

Agregó que el país procurará mecanismos de protección para esos productos ante una eventual importación masiva de los mismos desde China.

El funcionario aseveró que sobre la lista original de productos a excluir del TLC se ha avanzado «un poquito más».

«Incluso, la Cámara de Industrias nos dio una posición revisada», manifestó.

Esa Cámara había pedido excluir circos ambulantes, carpas de circo, teleféricos, helicópteros, automóviles, puentes y biberones para terneros. Esos bienes no se fabrican aquí y no necesitan protección pues no pagan arancel.
http://www.nacion.com/ln_ee/2009/noviembre/04/economia2146854.html

Pin It on Pinterest

Share This