República Dominicana: Expansión sólida en 2019

9 enero, 2019
in Category: Economía
0 0

República Dominicana: Expansión sólida en 2019

República Dominicana: Expansión sólida en 2019

República Dominicana es el país latinoamericano que más va a crecer este año.

COORDINACIÓN Rocío Ballestero TEXTOS: Rocío Ballestero, Minerva Bethancourth, Jenny Lozano, Ana Elsy Mendoza, Mario Rueda, Luis Solís y Alejandra Soto.

La economía dominicana mantiene un buen desempeño. El crecimiento por encima del potencial de los años 2014-16 se vio ralentizado en el 2017 a causa de una desaceleración cíclica de la demanda interna, el impacto de fenómenos atmosféricos y otros factores, aunque comenzó a recuperarse a mediados de ese periodo, luego de la flexibilización monetaria, para cerrar en un 4,6%. Diversos organismos proyectan que el 2018 cerrará en 5,5%, aceleración impulsada por un mayor crecimiento del crédito y condiciones externas más favorables, mientras que permanecería alrededor de su potencial, en torno al 5%, en 2019 y en el mediano plazo.

El empleo y los salarios reales continúan recuperándose, mientras que la tasa de desempleo descendió a 5,1%, muy cerca de su mínimo histórico. La inflación retornó al rango meta del Banco Central, donde se proyecta que permanecerá a lo largo de la actual administración.

Los riesgos que persisten se derivan del alza en los precios mundiales del petróleo, condiciones financieras internacionales más restrictivas de lo previsto y una demanda externa más débil de lo esperado. Informes del Banco Mundial sostienen que si bien las reformas en marcha continúan fortaleciendo el marco de políticas económicas, aún existen vulnerabilidades estructurales que limitan su capacidad de absorber choques y aumentan la fragilidad ante los riesgos externos. Por ello, considera que el principal desafío de cara al futuro es acelerar las reformas a fin de crear resiliencia, elevar el crecimiento potencial y reducir en mayor grado la pobreza y la desigualdad.

Reforzar la posición fiscal

Para el Fondo Monetario Internacional, son bienvenidos los esfuerzos realiza- dos por el gobierno para fortalecer la situación de las finanzas públicas, pero se requieren medidas de consolidación más significativas para abordar las debilidades estructurales. Según destaca en su último informe, las medidas recientes para fortalecer la administración tributaria y aduanera están ayudando a aumentar los ingresos fiscales, sin embargo, resultarían insuficientes para revertir la dinámica alcista de la deuda frente al endurecimiento en las condiciones financieras mundiales, la cotización del crudo y una mayor carga del servicio de la deuda.

En ese contexto, se requerirán esfuerzos extra para reconstruir la capacidad de las finanzas públicas y amortizar impactos. Eso implicaría centrar el ajuste sobre la ampliación de la base impositiva, incluyendo exenciones e incentivos fiscales, así como en la simplificación del sistema tributario, a la vez que se protegería a los más vulnerables. Se considera que los ahorros que resulten de una carga de intereses más baja se podrían destinar a aumentar el gasto social y la inversión pública.

Un marco de acción más robusto apuntalaría los esfuerzos para mejorar la posición nacional. “Un marco fiscal de mediano plazo, anclado a objetivos de sostenibilidad de más largo plazo, contribuiría a reducir la incertidumbre de política y reforzaría su credibilidad ante los agentes económicos”, añade el Banco Mundial.

Esto debería complementarse con la ampliación de la cobertura y periodicidad de las estadísticas. Ya hay trabajos en marcha para avanzar en esas áreas e incluso alinear las estadísticas fiscales con las normas internacionales. También se avanza en mejorar la gestión financiera pública y fortalecer la transparencia en el proceso de compras y contrataciones públicas.

Inflación controlada

El BM y el FMI coinciden en que el esquema de metas de inflación del Banco Central está dando buenos resultados y la posición neutral de política monetaria es apropiada. “Mientras la economía siga expandiéndose cerca de su potencial y la inflación esté dentro del rango previsto, los riesgos de subidas en el índice de precios al consumidor se ven ampliamente equilibrados, con una inflación subya- cente moderada, pese a que los commodities y los bienes importados se cotizan al alza”, puntualiza el FMI.

Por tanto, se estima que el sesgo neutral de política es congruente con las actuales condiciones económicas, aunque podría requerirse una posición monetaria más estricta si repuntan las presiones inflacionarias internas o externas. Las reformas en curso para continuar la flexibilización cambiaria, incluida la planeada introducción de infraestructura de mercado, deberán apuntalar la capacidad de la economía para desenvolverse en un entorno global complejo.

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This

Comparte esto

Comparte este artículo con tus amigos